¡STOP a la Guerra de Tarifas!…y II

En el post anterior hablamos sobre la guerra de precios que impera actualmente en nuestra profesión, y de cómo afecta negativamente al sector de la locución online. Bajar los precios para conseguir trabajo es una medida peligrosa porque devalúa el trabajo del locutor, crea competencia desleal y genera falta de transparencia y claridad en el sector.

images

Creo que la alternativa para acabar con esta Guerra de Tarifas es unirse como colectivo, actuar unidos remando juntos en la misma dirección, dejar de pelear unos contra otros para conseguir proyectos, transferir el poder de decisión sobre las tarifas del cliente al colectivo de los locutores españoles que trabajamos online.

Es sencillo: juntémonos los locutores españoles online (tampoco somos tantos), creemos una asociación o colegio profesional que nos ampare como colectivo (por ejemplo LEO, Locutores Españoles Online), establezcamos unas condiciones para pertenecer al colectivo, pongamos unas tarifas justas  y estudiemos cómo protegerlas.

¿Qué es una tarifa justa?

Una tarifa justa es aquella que te permite correr con los gastos propios de la profesión (inversión de equipo, formación, seguros sociales e impuestos, etc…) y obtener unas ganancias que te permitan vivir dignamente. Si tenemos en cuenta que actualmente hay productoras que pagan una tarifa de 3, 5 u 8 € la cuña de radio local,o 25€ por un vídeo corporativo de 2 minutos, vemos que eso no se ajusta a los parámetros necesarios para ser una tarifa justa. No permite correr con los gastos de la profesión ni ganar el suficiente dinero para vivir dignamente, por lo que son tarifas que van en contra del colectivo de los locutores online, y sólo benefician (a corto plazo) a las productoras que las aplican, dado el alto volumen de trabajo que manejan. Las productoras salen adelante, pero ¿cuánto tiempo aguantará el locutor en la profesión cobrando esas tarifas? Tiene los días contados… o por lo menos tendrá que buscarse alguna otra alternativa de ingresos.

No se trata aquí de ir en contra de estas productoras low cost, sino de concienciarnos de que ese modo de facturar sólo puede prosperar si el locutor online no recibe una tarifa justa por su trabajo, por lo que estas productoras tendrán que adaptar sus tarifas a las que el colectivo de locutores online determine para equilibrar el sector. Al fin y al cabo, las productoras necesitan a los locutores para parte de sus producciones, así que… ¿qué sentido tiene aplicar unas tarifas que pueden “acabar” con los locutores?

Se me ocurren las siguientes opciones para establecer unas tarifas justas:

– Aplicar unas tarifas mínimas, con libertad para incrementarlas en función del proyecto o cliente.

– Aplicar unas tarifas únicas: más seguro, pero menos flexible.

– Aplicar un margen de tarifas, estableciendo un mínimo y un máximo.

– Aplicar tarifas por nivel profesional, distintas tarifas según la formación, experiencia, etc…

Los miembros de la asociación o colegio profesional aplicarían esas tarifas por defecto, y tanto locutores como clientes sabrían a qué atenerse, al igual que se hace en otros colectivos. Considero que es una medida de protección del sector imprescindible.

Necesitamos tus ideas… ¿contamos contigo?imgres-10

Para que este proyecto salga adelante necesitamos tus ideas. Las opciones anteriormente expuestas son sólo algunas de las posibles vías para detener la guerra de precios. ¿Qué opción te parece más adecuada? ¿Se te ocurre una nueva alternativa?  ¿Qué ventajas o inconvenientes ves?

Déjanos tu valiosa opinión en este blog o en el grupo de Linkedin Locutores Españoles Online.

En el próximo post hablaremos sobre SAVOA, una entidad internacional que emite certificados de calidad para locutores online para asegurar una práctica profesional.

Sacha Criado

www.locutorsachacriado.com

Tags: ,

12 Responses to “¡STOP a la Guerra de Tarifas!…y II”

  1. ANdrés Galán 4 mayo, 2012 at 9:43 #

    Buena iniciativa,… estoy contigo.

  2. Josep Ramos 9 mayo, 2012 at 21:51 #

    Yo de todos las alternativas opto por:
    Aplicar un margen de tarifas, estableciendo un mínimo y un máximo.
    Como dije en el grupo de linkedin, está claro que si un cliente se convierte en buen cliente con trabajo habitual, se le puede aplicar este “mínimo”, al menos según mi parecer. Y si uno es muy bueno y le llueve el trabajo (ojalá fuese mi caso, lo de llover eehh, que lo de bueno ya lo soy mucho, jejeje :P, no tengo abuela) pues puede llegar hasta este máximo.
    En cuanto a las demás opciones, aplicar tarifas mínimas e incrementarlas puede suponer que determinados presupuestos sean difícil de defender ya que el cliente potencial puede pensar que estás fuera de mercado y dar poca seriedad, no obstante, al establecer el mínimo y máximo no hablamos de ninguna cifra por lo que está claro que entre una y otra habrá suficiente margen de maniobra. Las tarifas únicas supondrá que muchos locutores no estén de acuerdo, por que uno pensará que es caro y otro barato.Y establecerlas según la formación…, buuuffff, eso es casi imposible… Por que yo como cliente solo querría que el locutor lo hiciese bien sin importarme su formación y años de experiencia.

    Lo de SAVOA no lo conozco pero parece interesante.

  3. locutorsachacriado 10 mayo, 2012 at 18:20 #

    Buenas reflexiones Josep. Yo creo que lo que a mi más me convence es fijar unos mínimos , y a partir de ahí que cada uno aplique según el proyecto, el cliente, la experiencia o lo que considere. Ahora lo central es defender que de estas cantidades mínimas no podemos bajar para que la profesión recupere status.

    Sobre SAVOA voy a escribir un post la próxima semana, porque creo que puede ser muy interesante beneficiarnos de la experiencia de los yankees, que nos llevan una buena ventaja en el tema de la locución online.

  4. Josep Ramos 12 mayo, 2012 at 0:40 #

    Estaré encantado de leer el post acerca de Savoa.
    Gracias Sacha.

  5. Pedro Fernández 23 mayo, 2012 at 23:15 #

    Estoy totalmente de acuerdo con Sacha, creo que lo ideal sería fijar una tarífa mínima de cada trabajo que grabemos, cuña, spot, e-learning, etc…y establecer un máximo. Pienso que el tema de la formación, es muy relativo, lo verdaderamente importante es como quede el trabajo final y el cliente esté satisfecho!!! Gracias Sacha por tantas aportaciones e inquietudes. Prometo estar más pendiente, pero estas semanas estoy saturado!!! Desde ahora estaré más pendiente, todo esto nos beneficia a todos y en lo que podamos ayudar, cuenta conmigo!!! Saludos.

  6. Lidia 1 julio, 2014 at 15:45 #

    En primer lugar, te doy mi más sincera enhorabuena por el trabajo tan útil que haces. No he podido encontrar otro sitio mejor para pedir asesoramiento que éste. Todo queda muy claro y hasta el detalle. Para alguien como yo, es estupendo. Te explico mi problema. He grabado unas demos en inglés y español en un estudio de grabación profesional. Las he mandado a diferentes empresas, y una de ellas me ha contestado ofreciéndome trabajar como locutora autónoma para grabar diez pequeños textos de cinco minutos cada uno, terminados con algo de música. Me ofrecen un fijo que yo tengo que marcar antes de empezar y que me abonarán a los 90 días (se supone que en esa fecha ya se han grabado los textos), y, durante 10 años, un 10% de todo lo ingresado por los posibles patrocinadores. El tema es que nunca he trabajado como locutora, así que no sé, con esta falta supina de experiencia, qué es lo que puede valer ese trabajo. Te pido, Sacha, que me hagas una estimación aproximada, por lo bajo y por lo alto, y yo ya sabré qué pedirle a esta empresa, que, por supuesto, y teniendo en cuenta que mi experiencia es cero, será el valor más bajo. Ellos no parecen saber que nunca he trabajado en este sector, ni siquiera me han preguntado, lo cual es muy sospechoso, aunque parece que les ha gustado las demos, y yo no quiero perder la oportunidad, pidiendo demasiado dinero y que me rechacen, de empezar a tener experiencia en este trabajo tan estupendo. Tampoco quiero pedir una cantidad irrisoria, no me parece digno ni para mí, ni para el sector, nunca lo he hecho en otros trabajos que he efectuado, y me parece que es lo mejor. Y, por supuesto, cuento con amigos músicos que me van a echar una mano prestándome un home studio de grabación profesional, ya que, como decimos en Andalucía, no se pueden preparar los cántaros de aceite antes de tener los olivos produciendo aceitunas, espero que me entiendas lo que quiero decirte. Espero tu información, ya que estoy varada y necesito urgentemente darle un precio a esta empresa por ese trabajo. Espero tu respuesta, no me olvides por favor.

    • sachacriado 22 septiembre, 2014 at 7:01 #

      Hola Lidia,

      Perdona que no te haya contestado, el sistema no avisó de este mensaje y lo acabo de ver hoy mismo. Supongo que ya habrás hecho el trabajo, pero por si necesitas información, habría que saber cual es el destino de la grabación, el ámbito de emisión.

      Un saludo!

  7. Ralph Port 9 septiembre, 2017 at 9:32 #

    Pues mi opinión, después de 25 años como productor en el sector audiovisual, es que precisamente esto de la locución es lo que más sobrevalorado dentro de todas las profesiones que rodean este gremio (y que son muchas)

    A decir, guinistas, creativos, realizadores, operadores de cámara, iluminadores, técnicos de sonido, y así, hasta más de 100 oficios

    Ahora bien, partiendo de que un albañil cobra una media de 70 euros por 8 horas de trabajo para realizar una obra que perdurará muchos años y cuyo fin está destinado a un bien específico, no es de recibo que un locutor, por un trabajo de 5 minutos cobre el cuádruple,
    Aquí, en este nuestro gremio, el arquitecto de la obra es el productor, no el locutor

    … me explico, para que se me entienda …

    Una cosa (y soy consecuente con ello) es que se realice un trabajo de locución para un spot de una firma multinacional con repercusión nacional y cuyo objetivo es extraer un rendimiento económico en ventas enorme para el anunciante y otra cosa es grabar una locución para un vídeo corporativo de una pequeña o mediana empresa

    Ser bohemio y algo creído parece ser parte intrínseca y coincidente en muchos locutores que les lleva a piensan que el valor de su trabajo está por encima del resto de profesionales de este sector; y se equivocan de pleno porque ni siquiera se detienen en comprender por el recorrido, esfuerzo, inversión de tiempo y dinero y experiencia que un iluminador, un técnico de sonido, una maquilladora, un figurante, o un realizador tiene que pasar para poder realizar su trabajo de forma profesional

    Otra cosa en la que parece no reparar el locutor es en el trabajo previo y la gente que está participando de un proyecto. Un simple vídeo de empresa (debidamente trabajado) requiere de un briefing o fase de documentación (lo cuál conlleva un tiempo y dedicación importante para conocer qué es lo que hay que comunicar), una Creatividad, donde se le da forma y estructura al proyecto, un Guión Técnico y un Guión Literario, donde se establecen las escenas y todos los elementos que van a formar parte de la obra de forma ordenada, así como los modos de comunicación, una producción para la organización del rodaje, una filmación donde participa otro elenco de profesiones, un casting de voces, sintonías, actores, etc, y finalmente la edición y postproducción; la pregunta es tiene más valor el trabajo de un locutor que el del creativo ?, o el del guionista ?, o que el del realizador ?
    LA RESPUESTA ES CLARAMENTE, NO

    VUESTRO CÍRCULO DEBE REFLEXIONAR
    PERO NO EN ESTABLECER Y CREAR UNA ESPECIE DE DICTADURA EN LA QUE OBLIGUE A LA GENTE A PAGAR LO QUE VOSOTROS QUERÁIS

    RAZONO LO DICHO, …PARA QUE LO ENTENDÁIS TODOS LOS LOCUTORES
    Quizás vosotros, centrado en vuestro trabajo, no hayáis nunca reparado en ello, pero puedo aseguraros (y cuento con 2 estudios de mercado al respecto) que actualmente, el consumo de servicios audiovisuales (sin bien es cierto que con los avances tecnológicos ha ido aumentando un poco) apenas llega el 5% y precisamente la parcela de locución es un handicab que lo impide; simpre lo ha sido

    Por lo tanto, la solución no es subir los precios para que a vosotros os salgan las cuentas, sino facilitar el acceso y consumo de locuciones al 95% de mercado huérfano que actualmente estamos perdiendo

    Vosotos, los locutores (al menos lo que realmente son válidos para su profesión y cuenta con equipos profesionales) tenéis la ventaja de que en un día de trabajo podéis garar más que un presidente de gobierno o un alto directivo en un mes entero

    CUÁNTAS LOCUCIONES PODÉIS REALIZAR EN 1 HORA ???
    Pués es lo dice todo

    Y ahora razonar objetivamente, valorar vuestro trabajo debidamente, pensar que alrededor vuestro hay mas profesionales trabajando, que el abuso solo ha demostrado con el tiempo que lleva a que surjan nuevas alternativas de locución y que por tanto, si no llegáis a comprender todo esto en su contexto y el mercado que estamos perdiendo, los único perjudicados váis a ser vosotros mismos

    Lo digo con el máximo respecto, y como dije al principio, sin menospreciar el oficio y siendo consciente de que cada trabajo debe valorarse independiente y justamente en función de su explotación, presupuesto, cliente, y otras circunstancias

    Y además, me presto a colaborar y ayudaros en lo que necesitéis

    Un abrazo a todos y todas
    Rafa Rodríguez
    Productor de Cine y TV

  8. Ralph Port 9 septiembre, 2017 at 9:55 #

    LA TARIFA ESTÁNDAR ES INVIABLE

    Al respecto de las opiniones que he leído,es imposible establecer una tarifa de locución, por muchos motivos, pero principalmente por dos

    – Cuántas variaciones habría que hacer ?
    Si consideramos el tipo de trabajo (centralita, megafonía, cine, tv, spot, publirreportaje, audio libro, etc. etc.) + el metraje o extensión de los textos + el tipo de anunciante o cliente + el ámbito de explotación + la intensidad y tiempo de explotación, etc. creo que las variantes podrían ser casi ilimitadas

    – Por qué un locutor debe cobrar lo mismo que otro ?
    La respuesta es obvia

    Partiendo precisamente del segundo punto, desde el momento en que un locutor asociado pueda cobrar más por un trabajo, lo va a hacer, y si por el volumen tiene que bajar sus pretensiones lo hará; lo digo con conocimiento de causa, porque en 25 años, lo he comprobado. Aquí en este blog, veo algunos que se suman a vuestra causa y que se han saltado esta ética comercial, pero no por culpa de ellos, no porque sean unos sicarios ni nada parecido, sino simplemente porque han padecido como son las cosas en realidad.

    SOLUCIÓN ?
    En conclusión, y bajo mi humilde opinión, creo que la solución bien estaría en la concienciación de cada uno, de todos en general y en ser conocedores de ese 95% de mercado que estamos perdiendo

    De esta forma, el que más consecuente sea con sus precios y mejor haga su trabajo, más demanda tendrá y mejor valorado estará

    MANIFIESTO
    Quedo por delante, como dije antes, que mi lucha en este tema durante los últimos 25 años no está encaminada a abaratar este servicio, sino a que se valore de forma racional y coherente; por eso, para mí, una locución puede costar 5 euros o 500, pero según quién lo haga, cómo lo haga, para quién sea y para qué fin

    Un abrazo a todos
    Rafa
    AVER Audiovisual

Trackbacks/Pingbacks

  1. ¿Comenzamos con la Asociación de Locutores Online? » El Locutor Online | Locutor de Locutores - 21 julio, 2012

    […] más receptivas, con las que a día de hoy tengan unas tarifas acordes a lo que consideramos unas tarifas justas. Obviamente ese acuerdo no tendría ninguna obligación legal, pero según los expertos, este tipo […]

Leave a Reply